Acúfenos (ruidos en los oídos)

IMPORTANTE: esta información es de carácter orientativo. Si bien la información aquí facilitada es cierta, hay mucha más información sobre el tema que no está aquí publicada pero que su especialista sí conoce y la utiliza para cada paciente en particular. Tome estos datos sólo como información orientativa. Siga siempre las recomendaciones de su médico especialista. No se automedique nunca y en caso de duda sobre su enfermedad o con los tratamientos, consulte a su médico.

Los ACUFENOS son ruidos anómalos, sonidos que sabemos que no existen pero que nuestra cabeza sí está oyendo.

Se sabe mucho sobre los acúfenos y se sabe bastante poco de cómo tratarlos porque hay muchos factores que los desencadenan, siendo en la mayoría de los casos imposible identificar la causa con certeza.

A grandes rasgos, hay 4 tipos de acúfenos:

  • Acúfenos en los que el origen es una señal erronea que el oído está mandando al cerebro, sin corresponderse con que esté detectando un sonido externo, y el cerebro interpreta esta señal como si fuese un sonido real.
  • Acúfenos de origen circulatorio (se puede oir el latido del corazón o el flujo de la sangre en los oídos).
  • Acúfenos cuyo origen está directamente en el cerebro. Se trata de una hiperactividad neuronal cerebral que está produciendo una hiperestimulación de determinados centros neuronales. La causa más frecuente de este tipo de acúfenos es el estrés (problemas de estrés y ansiedad por el trabajo, la familia, problemas de salud, problemas económicos,…) y en estos casos el especialista otorrinolaringólogo ayuda poco porque el tratamiento reside en tratar los problemas de base. Esto es lo que actualmente se conoce como OTOSOCIOLOGIA.
  • Acúfenos en los que sí hay una causa que es directamente tratable (otitis, inflamaciones de la articulación de la mandíbula, tapones de cera,…). A veces, algo tan sencillo como unos tapones de cera, puede producir un ruido en el oído tan molesto que no deje ni descansar al paciente.

Sea del tipo que sea, los acúfenos siempre deben ser valorados por un especialista, que es quien tiene que valorar el que haya unos oídos sanos o no.

Dr. Rafael Casañas Barrios. AVISO LEGAL